Sigue estos diez pasos para planear tu marketing y conseguir la atención de los consumidores.

Al comenzar un negocio, prepárese para encarar determinados gastos ineludibles. Los empresarios astutos planean de forma cuidadosa los gastos fijos y los variables, desde el alquiler del espacio para la oficina hasta el alquiler de equipo o la compra de papelería. Mas la diferencia esencial entre propietarios exitosos y quienes tienen que cerrar en poquitos meses o años es su dedicación a una actividad correcta y incesante de mercadotecnia, y clasificar estos gastos como una inversión.
El marketing no es un gasto optativo. Aunque de forma frecuente es el primer renglón del presupuesto que se recorta cuando el flujo de efectivo baja, es importante recordar que el marketing de su empresa es la actividad que remonta las malas rachas. El seguimiento de los mandamientos de marketing descritos a continuación, le ayudará a evitar los errores de muchos principiantes y lo guiará para lograr una buena recomendación de su bien producto o servicio.

1. Determine quién es su público
Pregunte a algunos empresarios quienes son sus clientes y le responderán con un entusiasta !Todo el mundo¡ Aunque algunos mercados son más extensos que otros, ninguna empresa del planeta le vende al mundo entero. Usted necesita saber quienes, específicamente, espera tener como clientes. Empiece por catalogar sus características: ¿Son de una zona en particular? ¿Son ricos o bien tienen ingresos promedio? ¿Casados? ¿Los clientes que planea atraer llenan su perfil de cliente del servicio ideal? Cuando asocie a su público potencial por categorías empezará a ver los tipos de herramientas mercadotécnicas que mejor se adaptan.

2. Investigue a la competencia
Si cree que no va a tener competencia está en un error. Siempre hay alguien, en alguna parte, que proporciona productos o bien servicios similares. Las compañías que se duermen, pensando que son las únicas de la zona, pronto se enfrentan a problemas graves. La llave para el éxito: sostener el beneficio al ofrecer a los clientes del servicio productos o servicios mejores, más veloz o bien a menor costo que los otros. Eche un vistazo a sus contendientes. Compare objetivamente sus ideas para regentar una compañía con las de los demás. ¿Hacen mejor algunas cosas? ¿Cómo se financian? ¿Consiguen buenos resultados? Obsérvelos con atención: también se puede aprender de los aciertos y errores de los contendientes.

3. Conózcase a sí mismo
Analice el conjunto de aptitudes que requiere su empresa para hacer una mercadotecnia eficaz. Todos tenemos fortalezas y debilidades, por lo que es de suma importancia reconocer con el mayor realismo lo que puede hacer. Quizás sea usted un gran escritor, mas si no se toma el tiempo para escribir su anuncio, folletería o folletines de prensa, necesitará ayuda para que sus actividades mercadotécnicas no pierdan el paso.
Antes de especificar un plan que favorezca a su empresa, se requiere de una buena dosis de investigación y trabajo. Ya antes de contratar ayuda, ya sea de un empleado o de una compañía, es esencial conocer los medios mercadotécnicos a su alcance, sus costos, fortalezas y debilidades. Con un buen conocimiento de las técnicas utilizadas va a poder dar seguimiento al avance de la empresa o persona que se encargue de su mercadotecnia.

4. Planee
Así como un buen equipo de fútbol no sale al campo sin un plan de juego, un buen especialista en mercadotecnia no recorre las calles antes de tener un buen plan y una estrategia sólida. Las siglas en inglés RACE, hacen mención a una fórmula utilizada por los profesionales de mercadotecnia a lo largo de años: Investigar, Planear la acción, Comunicar y Evaluar.
El paso inicial de todo buen plan de mercadotecnia es hacer un tanto de investigación, incluyendo la colección de información sobre la competencia, el público y las posibles herramientas a su alcance. Después prepare un plan de acción con su correspondiente cronograma y presupueste para organizar las tareas y mantener la continuidad. La fase de comunicación es cuando echa a andar su plan de acción y, finalmente, precisa valorar de qué manera está marchando el plan a fin de hacer los ajustes correspondientes.

5. Sea constante
La clave del éxito en cualquier plan de mercadotecnia es la solidez. Para atraer la atención de su público y fomentar una impresión que sea duradera, es conveniente comunicar sus mensajes con perseverancia. Analice varias frecuencias: folletos, anuncios, cartas por correo u otros métodos de promoción externa para saber cuál es la mejor combinación para su empresa. Crear presencia lleva tiempo, sea paciente.

6. Sea cuidadosamente creativo dig.mark_-300x199 10 mandamientos para una estrategia de mercadeo exitosa
En el saturado planeta de la mercadotecnia es esencial que sus materiales sean creativos, pero nunca a cargo de la comunicación de los mensajes primordiales. Cuando prepare sus anuncios, folletos o bien otras formas para comunicarse con su público, procure que se comprendan con claridad las ventajas que usted ofrece y a lo que se dedica. Poner un anuncio importante en una tipografía de seis puntos, por maravilloso que sea el término gráfico, es la mejor manera de asegurar que absolutamente nadie lo leerá. Cuando se plantea un término es imprescindible tener en cuenta al público al que va dirigido, de manera que el mensaje surta efecto entre su mercado objetivo.

7. Presupueste tiempo y dinero
Los programas de mercadotecnia precisan ajustarse a dos tipos de presupuesto: tiempo y dinero. Si uno (o los dos) es limitado, revise cuidadosamente las tácticas y estrategias que empleará para conseguir sus objetivos. Por norma general, entre más tiempo dedique a sus actividades de mercadotecnia, más dinero ahorrará. Por servirnos de un ejemplo, si usted mismo prepara sus anuncios o bien envía sus boletines de prensa, no tendrá que contratar a alguien que lo haga en su sitio. Por otra parte, si es la única persona que sale a vender o bien se hace cargo de la administración y no tiene tiempo para crear buenos materiales, conviene contratar a alguien que le ayude.

8. Diversifique sus actividades
Cuando lleve a cabo el plan de mercadotecnia para su producto o bien servicio no ponga todos y cada uno de los huevos en una sola canasta. En vez de gastar su presupuesto en una inserción en una gaceta comercial o un periódico, planee anuncios más pequeños y incesantes a lo largo de un año, sobre todo si su presupuesto es limitado. Utilice el poder de la publicidad y de las promociones cruzadas para alargarlo. Mantenga una lista de correo de sus clientes del servicio básicos y envíeles comunicaciones interesante regularmente.

9. Mida los resultados
Si invierte sin medir los resultados de cada herramienta lo más particularmente posible, quizás acabe malgastando mucho dinero. Existen varios mecanismos simples de seguimiento que le van a ayudar a identificar cuáles actividades funcionan y cuáles deben desecharse. Si utiliza cupones en sus anuncios, imprima en ellos pequeñas claves a fin de rastrear las tasas de devolución en los diferentes medios. En los anuncios transmitidos por radio, ofrezca un descuento si el cliente del servicio menciona dónde lo escuchó. Pregunte a la clientela de dónde supo. Recurra a concursos o encuestas para saber qué medios eligen los clientes del servicio para informarse o divertirse, y también incorpórelos en su plan de publicidad y de relaciones públicas.

10. Sea flexible
Un buen plan de mercadotecnia puede iniciar con publicidad en el jornal local o bien con el envío de cartas por correo directo a todos los de la zona. No obstante, si no consigue sus objetivos o bien si sus mecanismos de medición señalan que sus corazonadas no fueron convenientes, modifique sus actividades para conseguir mejores resultados.